viernes, 8 de junio de 2012

Recomendación: Trilogía de la Fundación

Ahora que me he estrenado en el blog, he creído conveniente haceros una recomendación de la serie de tres novelas (en un principio) de ciencia ficción que me han marcado. He pensado que sería adecuado hablar de ellas porque actualmente podéis disfrutar de ellas en un solo libro, oportunidad que no tuve yo (en realidad me las dejaron, pero me encantaría tener este recopilatorio, considerarme su "propietario"). Estoy refiriéndome a la titulada Trilogía de la Fundación, formada por Fundación, Fundación e Imperio y Segunda Fundación, las tres escritas por el gran Isaac Asimov. Además, tiene como secuelas Los límites de la Fundación y Fundación y Tierra, y como precuelas, Preludio a la Fundación y Hacia la Fundación. Todas se sitúan en un universo literario coherente de Asimov formado por otras 7 novelas.

Disponible por 14'95€, no es un mal precio si tenemos en cuenta la calidad literaria que tiene... ¡Ha sido todo un acierto recopilar la trilogía en un solo tomo!

Intentaré ser breve, y me va a ser difícil, porque en cuanto me pongo a hablar sobre novelas me enrollo más que una persiana.
Este volumen contiene la Trilogía de la Fundación, considerada un clásico de la ciencia ficción, la cual recibió un premio que hasta que le fue concedido no existía: el premio Hugo de 1966 a la mejor serie de ciencia ficción, hoy en día considerada la mejor de todos los tiempos.

Estos relatos (que, a su vez, fueron publicados por capítulos en una prestigiosa revista, en sus tiempos...) están situados en un imperio en decadencia, donde un científico, Hari Seldon, prevé la caída de dicho Imperio y el retorno a la barbarie durante varios milenios basándose en la ciencia que ha inventado, la psicohistoria (fundada en el estudio matemático de los hechos históricos y el comportamiento de las masas). Sin embargo, con el fin de reducir este período a mil años, decide instalar dos fundaciones que conserven el saber humano y ayuden a crear un segundo imperio más descentralizado y con mayores opciones de supervivencia.
De esta forma, la novela (bueno, para mí siempre serán "las novelas") trata del apasionante inicio y evolución de este proyecto, en el que tenemos protagonistas que se convertirán en figuras históricas de las que hablará en la entrada de la Enciclopedia Galáctica con la que se inicia cada capítulo.

Me considero admirador de la prosa de Asimov: es fácil de entender y fluida, pero con ella consigue hablarnos de temas que podrían resultarnos complicados. Los personajes son memorables, pero si alguno os tiene que quedar en la memoria, creo que ése será el Mulo, por sus extrañas habilidades, las cuales pueden desbaratar el plan psicohistórico de Seldon. Además, la sombra de la misteriosa "Segunda Fundación" está presente continuamente, y nos hace pensar qué tiene que ver en el devenir de los acontecimientos...

Como añadido, debo decir que están planeando rodar la primera parte de esta trilogía, Fundación, así que puede que en unos años podamos verla en la cartelera. Lo malo es preguntarse qué película puede salir de un libro en el que el narrador es fundamental para transmitirnos las dudas y pensamientos de los personajes... de todas formas, ¿qué mejor manera que prepararse para su estreno en cine que leer la novela?

Si os lo podéis permitir, os recomendaría esta reciente edición rústica, más cara pero con una nueva traducción, que imagino que intentará afianzar los nombres de ciertas naves (que en unos libros estaban en castellano y en sus continuaciones en inglés ) o corregir errores como olograma en vez de holograma (al menos, estos errores no se llegaron a ver en la traducción de la trilogía a la que se está dedicando esta entrada, sino en las siguientes novelas)...

4 comentarios:

  1. Unas novelas fantásticas. Una de las grandes sagas de la ciencia ficción y de la literatura en general. Recuerdo que me leí una detrás de otra las catorce o quince novelas que conforman la saga de Fundación, Robots e Imperio. Me los leí en el orden cronológico de la historia contada. Son estos libros ocn su año de publicación:

    Yo, Robot y demás relatos de robots. (1950-1976)
    Las Cuevas de Acero (1954).
    El Sol Desnudo (1957).
    Los Robots del Amanecer (1983).
    Robots e Imperio (1985).
    Las Corrientes del Espacio (1952).
    En la Arena Estelar (Las Estrellas, como Polvo) (1951).
    Guijarro en el Cielo (1950).
    Preludio a la Fundación (1988).
    Hacia la Fundación (1993).
    Fundación (1951).
    Fundación e Imperio (1952).
    Segunda Fundación (1953).
    Los Límites de la Fundación (1982).
    Fundación y Tierra (1983).

    Luego están estos otros tres libros relacionadosque no he leído que están escritos cada uno por un grande de la ciencia ficción.

    El temor de la Fundación - Gregory Benford - 1997
    Fundación y Caos - Greg Bear - 1998
    El Triunfo de la Fundación - David Brin - 1999

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me he leído todas las novelas que nos enseñas de Asimov, aunque no por orden cronológico, debería hacerlo algún día... también me leí unas de Roger McBride Allen, situadas cronológicamente después de Robots e Imperio, salí bastante satisfecho de su lectura. Sin embargo, a duras penas acabé "El temor de la Fundación", no me gustó nada y no seguí con esa saga...

      ¡Saludos alcorze! ;) Gracias por ponernos esa gran lista :D Ahora me dedico a colaborar de vez en cuando por aquí :P

      Eliminar
  2. La verdad es que todavía no he leído ningún libro de este género, y he oído grandes maravillas de Asimov. Creo que debería darle algún día una oportunidad a este género que puede que me llegue a gustar. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego, ahora que he leído bastantes libros de este autor, Asimov no sería una mala forma de internarse en la ciencia ficción, eso te lo aseguro... aun así, cuando comencé a leer libros de este género, los primeros fueron "Las crisálidas", de John Wyndham, y "El juego de Ender", de Orson Scott Card. También te los recomiendo, jeje.

      ¡Saludos!

      Eliminar